Marketing

Cómo conseguir que la comunicación corporativa sea bien recibida

La comunicación suele parecer a menudo un tanto corporativa. Las compañías tratan de mostrar su lado verdadero y humano pero no consiguen ganarse la confianza de los posibles compradores.

Esto se debe a que la transparencia es emitida de un modo poco elaborado, hecho que hace que sea recibida y asimilada por parte de los espectadores de manera muy superficial.

Si pretendemos crear lazos duraderos debemos planificar nuestra comunicación basándonos en las necesidades del público objetivo. Hay que evitar parecerse a la competencia, lo ideal es coger de ella los aspectos que tienen una aceptación y evitar cometer los errores ya cometidos anteriormente, tanto por nuestra compañía como por los competidores.

¿Por qué algunos políticos se ganan la confianza del público y otros en cambio no lo consiguen, a pesar de haber llevado a cabo una estrategia muy parecida? Esto se debe a la interacción de numerosos factores. Pues no solo cuenta la información que se emite, sino el modo en el que es emitida.

Con esto hago referencia al lenguaje corporal, a la entonación, a la predisposición natural para una comunicación acertada, al carácter de líder y al carisma. También hay que mencionar la importancia de transmitir la información de una manera fluida, directa y realista. Debemos integrar el mensaje comercial en un argumento sólido, el mensaje no puede ser bajo ningún concepto encubierto.

El éxito reside en divulgar mensajes comerciales de un modo natural y realista, el público percibirá dichos mensajes como corporativos pero evitaremos las barreras.

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.







Subir