Marketing

Cómo mejorar la productividad personal

productividad

mejorar productividad personalEl que no corre vuela, dice el refrán, y en los tiempos en que vivimos, cada vez se nos exige más en los aspectos profesionales y formativos. Si hace años una titulación universitaria te habría miles de puertas, hoy en día es habitual encontrar personas doblemente tituladas, con masters universitarios y conocimiento de idiomas en busca de empleo o aceptando puesto de trabajo poco remunerados.

La carrera por mejorar y superarse en lo profesional nos ha llevado a exigir una gran inversión de tiempo que absorbe nuestra vida personal, hobbies y tiempo de ocio. Para recuperar nuestra parcela personal es de vital importancia saber optimizar el tiempo que dedicamos a lo profesional.

A continuación te dejamos 10 consejos que te ayudarán a ganar tiempo y a optimizar tu productividad.

  1. Plantéate objetivos diarios. Prepara cada día los objetivos que te propones cumplir durante la jornada. Es importante que se trate de objetivos realistas, para que la planificación pueda llevarse a cabo y no te desmoralices.
  2. Usa una agenda. Usar una agenda es fundamental. Define bien las tareas diarias y anótalas en la agenda. Verlas sobre el papel te ayudarán a asumir mayor responsabilidad.
  3. Diferencia lo Urgente de lo Importante. Atiende lo urgente, pero no olvides lo importante. A veces lo urgente no tiene tanta repercusión a largo plazo como lo importante y descuidamos lo realmente importante, cegados por la urgencia.
  4. Realiza primero las tareas que te dan más pereza. Si dejamos aquello que nos gusta menos para el final, nos encontraremos con que debemos realizarlo en las horas en las que estamos más cansados. Es probable que nos dé pereza o que tardemos más en realizarlo.
  5. Trabaja en las horas en que te sientes más motivado. Aprovecha las horas del día en que te sientes más descansado o más motivado. Cada persona tiene un ritmo diferente. Averigua cuál es el tuyo y explótalo.
  6. Elimina las distracciones. Si trabajas delante de un ordenador es fácil que te dejes llevar por la tentación de buscar información, consultar las redes sociales o escribir correos a amigos. Evita tener abierta cualquier tentación y si es posible, apaga tu móvil.
  7. Organiza las tareas. Agrupa las tareas por bloques y organízalas a lo largo del día. Por ejemplo, contestar correos únicamente de 9 a 10. Este te permitirá centrarte en lo que estás haciendo sin tener distracciones.
  8. Divide y vencerás. A veces se nos presentan proyectos tan grandes que no sabemos por dónde empezar. Aquí podemos emplear la máxima de Julio Cesar, “Divide et impera”. Divide el proyecto en pequeños grupos de tareas y ves completando una a una hasta completarlo todo.
  9. Acaba lo que empiezas. Importante. No dejes tareas a medias. Una vez que estás dedicando tu esfuerzo a una tarea, acábala. Te estimulará a continuar con el resto y dejará un buen sabor de boca.
  10. Premia tu esfuerzo. Date un capricho si cumples los objetivos. Todo esfuerzo debe tener una recompensa. Así que márcate metas y premios si las consigues. Te motivará a trabajar y a continuar adelante.

Artículo patrocinado por el área de marketing y comunicación de IL3-UB.

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.







Subir