Estudios de Mercado

Cómo preparar un plan de marketing

Para muchas personas que se lanzan a la aventura de montar un negocio en Internet, saber qué hacer o cuáles son los pasos que deben seguir para alcanzar el éxito puede ser muy frustrante y confuso. El marketing es uno de los pilares fundamentales de cualquier negocio, ya que, gracias a ello, podemos conectar con nuestro público objetivo, crear realciones sólidas y transmitir el mensjae que queremos para cerrar ventas y que el negocio sea rentable.

Si ya tienes claro cuá es el tipo de empresa que quieres montar o, incluso, ya lo tienes todo listo para comenzar tu plan de marketing, a continuación te mostramos algunos de los pasos fundamentales que debes ir dando. Una vez que los hayas puesto en marcha, podrás ir mejorando y optimizando cada estrategia de manera progresiva. Tienes que tener en cuenta que no todas las empresas son iguales y que lo que a uno le funciona puede no funcionarle de la misma manera a otro. Pero además, el universo de Internet cambia constantemente y a gran velocidad, por lo que es importante estar siempre alerta para adaptarse a estos cambios en base a las tendencias de cada momento y a las circunstancias y necesidades de la empresa.

Plan de Marketing

1. Define tu negocio, nicho, marca y producto

Antes de planificar tus estrategias de marketing, debes tener muy claros cuáles son los pilares de tu empresa. El tipo de negocio que tienes, cuál es tu nicho de mercado, quién es tu público objetivo, cuáles son los valores, características y la identidad de tu marca, y cuáles son las características y ventajas del producto o servicio que ofreces. A medida que vayas conociendo más tu mercado, tus necesidades y tus motivaciones, podrás ir mejorando tus productos y ofrecer mejores soluciones a los consumidores.

2. Establece tus objetivos a corto y largo plazo

Un plan de marketing es como un mapa que nos ayudará a no desviarnos del camino para llegar hasta nuestro destino. Para elaborarlo, debemos plantearnos objetivos realistas que podamos cumplir. Ni demasiado optimistas ni demasiado pesimistas. Pueden estar relacionados con las ventas, con el stock que debemos tener disponible, con el posicionamiento de la web, con el crecimiento de la empresa, etc. En función de las metas que nos pongamos, nuestro negocio se irá desarrollando de una manera u otra.

3. Investiga de forma exhaustiva tu mercado

Es muy importante que conozcas bien el mercado en el que te mueves, ya que esto te pemritirá ofrecer mejores productos y conducir tus estrategias hacia el público al que puede interesarle. Se trata de una investigación constante, ya que nunca se termina de conocer todos los detalles del mercado y de los consumidores que lo forman.

Pero además, es muy importante que tengas “controlada” a tu competencia. De esta forma, podrás saber en todo momento qué estrategias están siguiendo y qué es lo que están ofreciendo a sus clientes. Lo que puede darte ideas que pueden inspirarte para planificar tus campañas. Esto no significa que debas copiar todo lo que están haciendo, pero si pueden servirte como guía y tomarlos como referente.

4. Dale valor añadido a tu producto

Si queremos que nuestro negocio realmente sea rentable, es muy importante marcar la diferencia con respecto a nuestros competidores y conseguir que nuestro producto tenga algo único que no ofrezcan otras empresas. Aunque no es obligatorio y podemos perfectamente empezar el negocio sin este punto, es importante que la crees lo antes posible. No es necesario que sea perfecta, ya que puedes ir mejorándola progresivamente en base a los resultados obtenidos en el tiempo.

5. Elige tus fuentes de tráfico

En la red existe un amplio abanico de métodos y estrategias que nos permiten atraer tráfico hacia nuestra web: SEO, SEM, redes sociales, email marketing, etc. La elección dependerá del modelo de negocio y el nicho de mercado en el que vamos a enfocarnos.

6. Email marketing

El email marketing es una de las estrategias más eficaces para aumentar las ventas de un negocio, independientemente del tipo de empresa que tengamos. No obstante, para ello necesitarás un programa como Mailchimp para poder enviar los mensajes de forma automática y fortalecer la relación con tu público a largo plazo.

7. No te olvides del marketing de contenidos

En Internet, la información es el activo principal que se comparte. Gracias al marketing de contenidos podemos posicionarnos como expertos, enseñar, influenciar, generar viralidad y crear confianza en nuestro público objetivo. Pero también mejorar nuestro poscionamiento en los resultados de búsqueda, por lo que poco a poco se ha ido convirtiendo en una obligación más que en una opción. Además de los propios contenidos de la web, es importante contar con un blog donde podamos realizar publicaciones con frecuencia y compartirlas en las redes sociales.

8. Publicidad de pago

El marketing de contenidos y las estrategias de Social Media son muye fectivas, pero requieren de mucho tiempo y no ofrecen resultados a largo plazo. los anuncios de pago por clic nos permiten empezar a obtener ingresos de forma inmediata, recibiendo visitas, probando páginas de captura y aumentando la tasa de conevrsión. Con la ventaja de que puedes determinar el presupuesto que quieres invertir en ello. Aunque también puedes hacer publicidad en otras webs o blogs en forma de banner o dentro de un contenido. No es obligatorio, pero puede acelerar mucho el crecimiento del negocio.

9. Herramientas imprescindibles

Además de un servidor, un dominio y una página web, necesitarás otras herramientas para optimizar, medir los resultados y poder vender con éxito en la red. En la actualidad, existe una gran variedad de herramientas con diferentes funciones que pueden ayudarte a que tu plan de marketing sea un éxito y alcanzar los objetivos que habías establecido previamente.

10. Embudo de ventas

Uno de los puntos más importantes es conocer el comportamiento de los consumidores cuando llegan a tu web, ya que esto nos permitirá saber los resultados obtenidos. El tráfico que se crea inicia el embudo de ventas, desde que se suscribe a nuestra página hasta que se convierte el cliente, lo cual puede seer un proceso a largo plazo y no inmediato. Se trata de ir fortaleciendo la relación con el potencial cliente y generando confianza a tracés de diferentes estrategias.

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.







Subir