Noticias

Darse a conocer por el dominio

A principios del 2013. Es decir, ya. Era el momento para que la Internet Corporation for Assigned Names and Numbers (Icann) comenzará a dar los nombres de los nuevos dominios. Esta hizo públicas las casi 2.000 solicitudes de nuevos dominios que habían recibido en el mes de junio del 2011. Entre éstas se encontraban las de 15 empresas españolas.

Para los pocos que todavía no estén muy enterados de qué significan las novedades en los dominios, solo hay que decir que los habituales .net, .es o .com estarán ahora acompañados en el mundo virtual. BBVA es una de las empresas que ha solicitado una extensión propia. Esto quiere decir que en el futuro puede haber una dirección que sea, por ejemplo, prestamosbaratos.bbva.

El coste de estas nuevas extensiones es de 185.000 euros más un canon anual en concepto de mantenimiento de 25.000. Todo ello significa que las empresas que accedan a ellas, primero tienen que tener las cuentas bien saneadas y segundo deben estar muy seguras de que la utilización de un dominio propio va a ser beneficioso para ellas en el futuro.

Deben ser conscientes, y a buen seguro que habrán hecho sus estudios, de que la posesión de esta extensión será una buena arma de márketing y publicidad para atraer a más clientes. Dicen  los expertos que, lo más probable, es que en un principio haya una serie de dominios conocidos por todo el mundo que alumbrarán, por explicarlo de alguna manera, el mundo virtual.

Está claro que para las empresas en cuestión la tenencia de una de estas extensiones hará que se posicionen de mucha mejor manera en el mercado. Es obvio, también, que ahora será mucho más fácil para el usuario conocer el contenido de la página que va a abrir. Algunos de los que aparecerán son netamente esclarecedores: .xxx, .pizza o .poker. Habrá influyentes cambios en el dominio .poker.

Una nueva extensión que se antoja imprescindible teniendo en cuenta la tremenda proliferación de páginas online del más famoso juego de cartas de la historia. Solo las empresas que operen en la red podrán acceder a esta nueva extensión. Sin embargo, el alto coste puede suponer también que las empresas más pequeñas pierdan esa pequeña cuota de mercado que habían adquirido.

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*







Subir