Noticias

¿Dónde está mi libro? Globalbook te lo dice

Una start up ha ideado una plataforma online para controlar en tiempo real el recorrido de cada uno de los ejemplares de un título editado. Globalbook pretende solucionar uno de los grandes hándicaps del sector editorial español: la falta de información verdaderamente fiable y actualizada. Globalbook, además, da este paso en una doble dirección: las editoriales -que dispondrán de información exacta y en tiempo real- y las librerías -que podrán saber sin necesidad de ninguna gestión o llamada cuántos ejemplares hay disponibles de un título concreto-.

La plataforma Globalbook ya inició el pasado mes de septiembre una fase de prueba con la participación de editores y libreros. Una vez testado el modelo, Globalbook se ha puesto en marcha con el objetivo de conseguir antes de 2014 contar con 1.000 librerías -una cuarta parte del total-, así como un 35% de las editoriales españolas y un 65% de los distribuidores logísticos. El proyecto ya cuenta con el apoyo de editoriales y librerías que participan activamente en la iniciativa.

Por su parte, las editoriales podrán saber en tiempo real cómo evolucionan las ventas de cada uno de sus títulos. Entre otros datos, podrán conocer cuántos ejemplares se han vendido minuto a minuto; en qué comunidades, provincias o ciudades, e incluso en qué librerías concretas se ha realizado cada venta. De esta forma, la plataforma tecnológica Globalbook pretende reducir el número de devoluciones de libros –un 35% de los 300 millones de ejemplares vendidos al año en España- y adelantarse a la necesidad real de reposición.

 

1 Comment

1 Comment

  1. Nicolas

    24 abril, 2013 en 19:44

    El fracaso de un sistema pretendidamente eficaz.
    Ayer se produjeron unos errores mantenidos durante toda la tarde, en el ranquing de los libros mas vendidos en la Diada de Sant Jordi que incluso afecto a la clasificación de géneros.
    El Gremio de Libreros de Catalunya se cubrió de gloria al dar por buenos unos datos que les proporcionaba una nueva plataforma que gestiona el fundacc que debería servir para afinar mejor en la consulta sobre ventas .
    La herramienta al no estar pensada para dar datos estadísticos extrapolables, al no partir de una muestra representativa de librerías, produjo desviaciones importantes.
    Mas preocupante resulto ser la confusión de autores y géneros tanto Foix como Barbera o Amela aparecieron como autores de narrativa, mientras que a Espinosa y Raola se les adjetivaba de mediáticos.
    Y todo esto se ha hecho con dinero público, un desatino

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.







Subir