Móvil Marketing

El marketing ama a los QR pero los compradores no los comprenden

Los códigos QR son un magnífico ejemplo que nos permite ilustrar cómo, la innovación tecnológica evoluciona a una velocidad mucho mayor que nuestra capacidad de adaptación.

No cabe ninguna duda que la penetración de los QR a nivel tecnológico ha sido uno de los grandes protagonistas de 2011. No en vano, el uso de los QR por parte de las empresas, ha sido incorporado sin que el consumidor haya comprendido todavía qué hacer con el.

El marketing ama a los QR pero los consumidores todavía nos los comprenden.

Cada vez más presentes en las campañas publicitarias por su bajo coste, su facilidad de creación y sus múltiples aplicaciones, los códigos QR tienen ante sí, el enorme desafío de identificarse con el consumidor.

Una gran cantidad de tiempo para acceder al contenido, la desinformación en relación a la necesidad de una tercera aplicación que permita el escaneo o la falta de optimización para Web móvil de los sitios Web donde se aloja el contenido, son los grandes hándicaps que enfrentan los códigos QR quienes aún no han logrado el beneplácito del consumidor.

Aceleración de procesos y seguridad, grandes obstáculos

Parece claro que el objetivo esencial de los códigos QR se centra en la sencillez de los procesos sin embargo, para ello, requiere la instalación de una aplicación que permita su lectura.

Pero además, existe otro factor que impide la total aceptación de los consumidores de los códigos QR. Hablamos de seguridad y de la facilidad con la que se pueden propagar estafas habituales en red.

Por el momento, los códigos QR se presentan como eje central del valor agregado de las marcas, sin que tengan una función claramente definida y sin que su utilidad pueda ser demostrada claramente con los números, estos elementos del marketing móvil siguen apuntando a cosas que no interesan a los consumidores.

La clave para lograr que los códigos QR adquieran su máxima eficiencia es la misma de siempre; integración de un equipo de trabajo que garantice el acceso a contenido de alto impacto y calidad que fomente el vínculo de los consumidores con la marca, así como la simplificación de los procesos.

Quizá es por ello que el principal aliado del marketing móvil sigue siendo la mensajería instantánea.

Conclusiones, falta de utilidad anula la innovación

Finalmente no debemos olvidar que analizando los desafíos de los códigos QR nos encontramos frente a un universo de consumidores que a la vez son productores, mientras la sencillez y el acceso a la calidad no se produzca con la misma rapidez con la que se sucede la información, los consumidores no terminarán de aceptar un elemento de marketing que, más allá de innovador se queda parado en el camino por falta de utilidad.

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.







Subir