Estudios de Mercado

La educación online y “face to face” deben encontrar el equilibrio

educación

educaciónEsta semana se ha celebrado en Barcelona el congreso para emprendedores del Mobile World Congress (MWC), 4 Years From Now (4YFN). En un panel titulado “How digital transformation is changing education”, el decano de ESADE Business School Josep Franch ha asegurado: “No creo que el futuro de la educación sea online frente al “face to face” [cara a cara], sino que se debe encontrar un equilibrio y éste depende del público objetivo o del programa educativo; aunque la actividad debe adaptarse cada vez más”.

La mesa redonda, moderada por Bill Ridgers, business education editor de la publicación The Economist, ha reunido a expertos internacionales del sector de la educación de distintos ámbitos, como Chengyi Lin, director de Innovación Estratégica y Programas en INSEAD; Caroline Mol, senior manager en edX (start-up de EdTech fundada por MIT y Harvard); Charles Mcintyre, co-fundador de EdTechX y HealthTechX; e Ivan Bofarull, head of Global Insights e Innovación Estratégica de ESADE. Entre los temas tratados destacan la motivación del alumno en el sector, el poder de la marca universitaria, el valor del networking o el rol del profesor.

Según Chengyi Lin, lo que quieren las universidades es “distribuir conocimiento” y los estudiantes se preguntan “que podrán hacer con el título el día de mañana”. En relación con esto, desde la mesa se ha apuntado que es importante establecer conexiones con empresas y explicarles que las escuelas les van a proporcionar el conocimiento necesario en el futuro.

Según los expertos reunidos, “el aprendizaje y la motivación es un gran problema”. Aunque la tecnología online permite acercar la educación a un mayor número de población y democratizarla, no se debe olvidar el poder de “distracción” que tiene. En este contexto, el alumno invitado del grado en Administración y Dirección de Empresas de ESADE, Benjamin Issenman, ha señalado la importancia de la irrupción de plataformas online a la hora de clarificar contenido que se ha explicado en clase, como por ejemplo el uso de Khan Academy por “el efecto repetición”.

El networking es también un tema muy importante a la hora de debatir acerca de la trasformación digital en el sector educativo, ya que es más efectivo en clases presenciales. Sin embargo, en palabras de Caroline Mol, “eso no deja que una comunidad online quede, de vez en cuando, presencialmente con grupos y de forma más segmentada”. Por su parte, Charles Mcintyre apunta que las comunidades online “también pueden crear entornos”, así que “con el tiempo veremos cómo la educación premium va a dar un giro en este sentido y las escuelas de negocio se convertirán en early adopters”.

Asimismo, uno de los aspectos que más cambiará en el futuro de la educación, será la función del profesor. Como han coincidido los ponentes del panel, el profesor pasará a ser un trasmisor, pero no desaparecerá. Chengyi Lin ha explicado: “La cuestión se basa en cómo digerimos el conocimiento y el profesor; y las universidades tienen un gran rol en este sentido” y ha añadido que “el profesor podrá dedicar más tiempo a la investigación, ya que la tecnología le facilitará parte del trabajo”. Él ha destacado que pese a los cambios del sector, “la marca educativa, aun pervivirá”. Por su parte, el decano de ESADE Business School ha destacado que “el rol del educador ya no deliberará contenido, sino que lo integrará. Debido a la gran cantidad de información masiva que existe, el educador pasará a integrar y priorizar el conocimiento”, un rol que ESADE ya ha empezado a adaptar en su nuevo modelo educativo iniciado este curso y denominado “Student First”. La cuestión destacable es que “el sector de la educación aún tiene gran recorrido y un proceso de cambio, pero este será más lento”, apunta el co-fundador de EdTechX y HealthTechX.

1 Comment

1 Comment

  1. Juan Madueño Criado

    4 marzo, 2017 en 22:19

    Me parecen unas buenas reflexiones, que parecen indicar una hibridación paulatina entre la metodología presencial y la online, dentro del sistema educativo en el mundo.

    Sin duda alguna, saber combinar ambas estrategias, es necesario para sacar el mayor partido de un aprendizaje, basado en la autonomía y el crecimiento personal, aspectos clave para aprovechar las experiencias educativas en el siglo XXI.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.







Subir