Marketing

Presta especial atención al presupuesto que destinas a la Publicidad

Las empresas disponen de un presupuesto cada vez más ajustado. La crisis económica hace que muchos empresarios decidan recortar en publicidad, entre otras. Esto es un gran error que hay que corregir.

En primer lugar cabe destacar que la publicidad puede ser considerada como un gasto si se analiza desde el punto de vista de beneficios a corto plazo. Sin embargo, cuando enfoquemos nuestra visión hacia el medio y largo plazo comprobaremos que se trata de una inversión que queda rentabilizada.

Pero además, no se tiene en cuenta que la publicidad incrementa los beneficios de tres modos diferentes:

–          Crece el número de ventas realizadas. La publicidad hace que el producto sea conocido y deseado. Puede hacerlo de dos maneras diferentes: sugiriendo, a través de anuncios emotivos; o informando, por medio de anuncios informativos.

–          Se reducen los costes de producción y distribución, de modo que se da el ambiente propicio para que se produzca el crecimiento y desarrollo de la marca. Todo ello conlleva un abaratamiento de los costes y, por lo tanto, incremento de los beneficios finales.

–          Destaca el incremento del precio. Gracias a la labor que desempeña la publicidad y al efecto que tiene sobre la percepción de los futuros consumidores, la compañía puede permitirse incrementar el precio sin perder clientes.

Es aconsejable tener presentes estos datos antes de decidir reducir el presupuesto destinado a la publicidad. Hay numerosos directivos que no aprecian la fuerza de la comunicación y se niegan a destinar recursos económicos para tareas publicitarias, hecho que a largo plazo supone disminución en las ventas y beneficios.

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.







Subir