Marketing

Préstamos para soñar

En las últimas décadas Perú ha generado un modelo de desarrollo económico que ha desmantelado la industria manufacturera, privilegiando la actividad de la industria extractiva: la minera y la de agro-exportación, hacia mercados exteriores.

Los indicadores de crecimiento económico (PIB) son los más altos de la región, pero el principal problema de este crecimiento es que no es inclusivo, ya que sólo se benefician de él algunos sectores. Especialmente la población que habita en las zonas pobres de las ciudades y en las zonas rurales, no recibe los beneficios de esta economía en crecimiento.

El hecho de tener ingresos propios da a las mujeres independencia y autonomía, seguridad y confianza en sí mismas, pero su ámbito de poder se ve limitado al ámbito familiar o doméstico. Por restricciones de tiempo, su participación es limitada en el ámbito político, en sus organizaciones de base o en la vida local.

Jesús García Consuegra, Responsable de Proyectos de Taller de Solidaridad añade: “Se aprecia una persistencia de la desigualdad de trato en el empleo para las mujeres debido a su función reproductiva, a las imágenes estereotipadas y a las valoraciones y diferencias de poder”

Este proyecto ha mejorado las condiciones de vida de las microempresarias de la zona este de Lima, las más afectadas por la pobreza que caracteriza la zona. Se han llevado a cabo distintas estrategias para el cumplimiento de este objetivo:

1. Fortalecer a las organizaciones de mujeres.

2. Impulsar y acompañar a las líderes.

3. Promover espacios políticos.

4. Brindar a las organizaciones de mujeres posibilidades económicas para salir de la pobreza.

5. Ofrecer servicios de desarrollo empresarial a nivel productivo, administrativo y comercial.

Préstamos para Soñar“, ilustra el éxito de los bancos Comunales

En un contexto de crisis global es importante ofrecer SOLUCIONES y poner de manifiesto que existen alternativas de salida basadas en la cooperación, solidaridad y sistemas de economía sostenible. Las personas en situaciones de vulnerabilidad y exclusión social corren el riesgo de ser olvidadas y, por tanto, INVISIBILIZADAS.

La exposición fotográfica “Préstamos para soñar” consta de 26 instantáneas que exponen la historia de vida de Carolina, Eva, Diana y Laura cuya realidad personal se ha transformado gracias al proyecto cuyas fotos son obra de la fotógrafa francesa Anabelle Avril.

La exposición se organiza a través de la recreación de 4 fases que representan 4 hitos en la historia de vida de esta microempresarias:

  • MICROSUEÑOS: No nacemos con las mismas oportunidades y entender que el punto de partida de otro ser humano puede estar lleno de falta de oportunidades, pobreza, discriminación o valores patriarcales ya es un paso adelante. Los cuatro testimonios reflejan su capacidad de soñar pese a las dificultades. Todo comienza con cuatro microsueños de cuatro mujeres soñadoras.
  • PRÉSTAMO PARA SOÑAR. Si no creyéramos en la utopía no sería posible un cambio de modelo. Los bancos comunales y el sistema de micrócréditos han generado abundancia, riqueza y empoderamiento en sus vidas. Las mujeres han recibido asesoría técnica y formativa, así como apoyo económico para ampliar su rol en la sociedad. Ahora son ciudadanas que firman, votan, opinan, estudian, emprenden y exponen sus ideas.
  • MACROSUEÑO. Un mundo individualista genera aislamiento. La suma de cuatro sueños no añade valor, si no que lo multiplica por dos. La ayuda mutua, la cooperación y la sinergia entre mujeres expresa cómo el valor de la interdependencia crea una sociedad más justa.          Transitamos lentamente de un modelo micro-individual a uno macro-comunitario lleno de ESPERANZA.
  • ESPERANZA. El círculo de la pobreza se puede llegar a romper si las mujeres visibilizan una oportunidad. Ahora se trata de contagiarse de su ESPERANZA y que su testimonio sea un legado de solidaridad. 
Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.







Subir