Conceptos

Repsol lanza la campaña “A veces hay que parar para poder seguir”

campaña publicitaria

campaña publicitariaPartiendo del concepto creativo “A veces hay que parar para poder seguir”, Repsol lanza su nueva campaña publicitaria, adentrándose en el mundo de la comunicación cercana y emotiva.

Lo que convierte a esta campaña en algo tan especial es su cercanía, puesto que los vídeos, también llamados “Historias Repsol”, nos trasladan a situaciones muy comunes, que tienen un toque cinematográfico y a la vez muy natural. Algo a destacar es que las historias dan siempre un giro al final, tras conseguir que el receptor se sienta en cierto modo identificado y se ponga en el lugar del protagonista.

“La Historia de Pablo”, por ejemplo, nos muestra la típica situación en la que un hijo está cabreado con su padre. Tras regañarle y no recibir respuesta alguna a su crítica, el hijo para en una estación de servicio Repsol y se baja del coche. En ese momento es cuando ve a un niño chico jugando en el coche de al lado y parece ser que comienza a acordarse de cómo fue su infancia. Tras unos segundos, viene el padre del niño chico y le da un beso. El protagonista vuelve a subir a su coche y, sin decir ni una palabra más, besa a su padre, consiguiendo de este modo sacarle una sonrisa y alegrarle el viaje.

Lo cierto es que esta historia nos anima a pararnos por un momento y pensar sobre las pequeñas cosas de la vida, aquellas que a menudo pasan desapercibidas por culpa del ajetreado día a día. Además, lo que la marca se propone es animar a los receptores a que se acuerden de sus seres queridos y por un momento desconecten de la rutina diaria y del estrés.

En la página web, creada para la campaña, Repsol ha recopilado todas las “Historias Repsol”, poniendo al alcance de los internautas, la posibilidad de pararse a disfrutar de unas piezas audiovisuales que nos dan mucho que pensar. Todo esto forma parte de la apuesta por una cultura corporativa que se centra en las personas y en su felicidad.

Cabe destacar que la campaña ha conseguido integrar perfectamente los servicios de la marca a la historia general. Es más, tras ver dos o tres vídeos, el receptor espera con deseo el momento en el que el siguiente protagonista llegará a la estación de servicio. ¿Por qué? ¡Para pararse a pensar y darle un giro a la historia!

Esta campaña publicitaria tiene presencia también en las redes sociales, bajo el Hashtag #HistoriasRepsol. ¿Y tú? ¿Te has parado a pensar?

 

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.







Subir