Marketing

Tipos de contenido que fracasará seguro

A estas alturas ya no hace falta que te cuente las muchas virtudes y ventajas de usar el contenido en tu estrategia de marketing, aunque aún haya muchas empresas que no lo valoren lo suficiente y que lo paguen mal pese a la gran importancia que tiene un buen copy, pero bueno, eso es otra historia y será contada en otra ocasión, como decían en aquella peli…

La cuestión es que el contenido es fundamental para todas aquellas marcas y empresas que se quieran salir de sus límites y alcanzar cotas nuevas y más altas. Pero ojo, no vale cualquier tipo de contenido, vale el contenido de calidad, aunque tampoco voy a hablar de eso ahora, prefiero poner el foco en el contenido que no vale a la hora de crear una estrategia eficaz y efectiva.

De hecho, hay tipos de contenido que pueden ser contraproducentes, sí, pueden causar más perjuicios que generar beneficios, y son estos de los que tenemos que huir como de la peste.

Ahora bien,¿qué tipos de contenidos son estos de los que nos tenemos que mantener alejados?

En primer lugar, el contenido que resulte aburrido. Con esto no quiero decir que cada artículo, cada copy de nuestra página web sea tan divertido que no puedas parar de reir, pero sí es necesario que tenga cierto interés para los usuarios que lo consumen. No vale publicar un post infumable, que sea ilegible ya sea por la forma en la que está escrito o por el contenido en sí. Y un consejo, piensa en escribir para personas, que son las que leen tu blog, y déjate de escribir para Google o para distintos algoritmos.

Otro error que se suele cometer a la hora de crear contenido es que las marcas se centran en la faceta comercial, intentando venderse contínuamente. Los usuarios buscan contenidos útiles. No se trata de un “yo, mi, me, conmigo”, sino de crear piezas con información interesante y relevante para el usuario que lee tu blog o visita tu web.

¿Y cuántas veces has leído un artículo y luego has pensado “de qué va”? No sé a ti, pero a mí, un montón. Cuando escribes contenidos, debes o deberías tener en mente quién es tu audiencia, un público específico al que intentes alcanzar, si puede ser, basado en datos internos o en buyer personas. El contenido debe diseñarse en base a las necesidades, problemas y valores de tu público. Un contenido genérico sin objetivo siempre estará destinado a fracasar.

Ya hemos dicho antes que tu contenido debe estar escrito por y para personas, de forma clara, ya que si lo haces pensando en cantidad de palabras claves y demás elementos para los buscadores, tu texto no será más que un batiburrillo de palabras ilegible.

¿Qué otros tipos de contenidos crees que están destinados a caer?

 

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*







Subir